Llevamos una semana ya en Espoo y empezamos a saber movernos por nuestro entorno. Han sido días duros para el equipo, adaptarse a estos páramos nevados, a su gente tan distante pero trabajadora, pero estamos cogiendo el ritmo y con más ganas que al principio.

La infraestructura de Aalto University es increíble, no podríamos estar más a gusto en nuestro sitio de trabajo, y el grupo lo agradece. De las primeras veces en nuestras vidas que salimos de casa con ganas de llegar a la “oficina” y ponernos a trabajar en nuestros proyectos. Hemos realizado ya las primeras Out the Building Visits y aunque no hemos llegado a firmar ningún contrato, nadie nos para. Seguiremos saliendo a la calle a comernos a nuestros clientes.

Después de esta primera semana de duro trabajo, esta tarde los del equipo saldremos a tomar algo todos juntos para darnos un descanso y poner en común las impresiones de estos días. Nos falta mucho por explorar y aprender, ¡pero el equipo está con más ganas que nunca!

 

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Translate »